Así como juzgamos un producto a la hora de comprarlo, también hacemos lo mismo en el Mercado Bursátil. Si queremos saber qué nos conviene, es importante, en consecuencia, saber la relación riesgo-rentabilidad de los Títulos Valores dominicanos.

El riesgo significa la posibilidad de perder el valor de nuestra inversión, bien sea porque perdamos el capital invertido [o parte de él] o porque se dé el caso de que el rendimiento sea menor al esperado.

LA RENTABILIDAD

La rentabilidad se refiere a la ganancia que puede obtener un activo financiero en el mercado. Esta ganancia puede ser de dos tipos, que veremos a continuación.

La primera es la renta fija, es decir, un interés que se conoce de antemano cuando se adquiere un activo financiero. El Emisor se compromete a pagar un porcentaje periódicamente, llamado cupón, y reintegrar el capital invertido al vencimiento del Título Valor.

No pasa lo mismo con aquellos instrumentos de renta variable, cuya rentabilidad cambia según se desenvuelvan factores a los que estén ligados, puede tratarse del índice de inflación, el precio de una materia prima o el desempeño financiero de una empresa. El ejemplo clásico de este último caso son las acciones o los Fondos de Inversiones.

Tivalsa-riesgo-rentabilidad-titulosvalores

CALIFICADORAS DE RIESGO

Las calificadoras de riesgo pueden servirte de guía, dado que ellas hacen constante seguimiento al desempeño de los Títulos Valores , así como también a la salud financiera del emisor, público o privado.

La Deuda Pública Soberana, emitida por el Estado, es evaluada por las casas matrices de las calificadoras Moody’s, Standard & Poor’s y Fitch.

Dentro del mercado local, sucursales de las calificadoras Fitch Ratings y Feller Rater le toman el pulso a las emisiones privadas.

MÁS ELEMENTOS RIESGO-RENTABILIDAD 

Según el tipo de activo financiero, debes fijarte y consultar a tu ejecutivo de Puesto de Bolsa sobre otros aspectos del riesgo.

Contempla los siguientes factores cuando se trate de renta fija:

  • Tasa de cambio.
  • Volatilidad del mercado.
  • Riesgos asociados al sector privado emisor.
  • Inflación.

Presta atención a los siguientes factores cuando se trate de renta variable:

  • Eventos económicos.
  • Inflación.
  • Solvencia de la empresa emisora.

Como última recomendación, te aconsejamos que estés pendiente de los Hechos Relevantes, todas aquellas novedades que se suceden dentro de las empresas privadas emisoras.

Esto incluye elementos como los superávit, déficit, cambios en los salarios de altos gerentes, inversiones, endeudamientos, fusiones, despidos o nombramientos en puestos de relevancia, etc.  

Estos deben ser informados en su página web, a sus inversionistas y a la Superintendencia de Valores.