El apetito de los Inversionistas se concentra en la actualidad en los Bonos de Deuda Soberana, dentro del país. En consecuencia, no está de más que sepas cómo se fijan los precios de los Bonos.

Para empezar es indispensable que te familiarices con algunos términos básicos de este tipo de instrumento:

  • El valor nominal: es la cantidad que se compromete a devolver el emisor por cada Bono al vencimiento.

  • El precio: es la cantidad de pesos (o moneda extranjera) que cuesta adquirir uno de estos Títulos Valores.

  • Cupón: es el interés que paga el Emisor periódicamente al tenedor del activo financiero antes de su vencimiento.
  • Tasa de descuento: es la rentabilidad requerida por los inversores como compensación por afrontar el riesgo de un Bono.  

LA VARIACIÓN DEL PRECIO

Hay una regla general con el funcionamiento de estos instrumentos, como lo recuerda Javier Estrada en su libro Finanzas en pocas palabras:

“El valor nominal y el tipo de interés de la mayor parte de los Bonos se fijan cuando se han emitido y permanecen fijos a lo largo de la vida del Bono. A su vez, su precio y la rentabilidad requerida [o tasa de descuento] fluctúan casi constantemente”.

Tivalsa-como-fijan-precios-bonos-calculo

PRECIO Y TASA DE DESCUENTO

El precio y la tasa de descuento de un Bono están relacionados. Estrada lo resume del siguiente modo:

«El precio de un bono viene dado por el valor actual de los pagos de los intereses y el principal que promete entregar, descontados a una tasa que refleja su riesgo. A su vez, la rentabilidad de un bono se resume más adecuadamente por su rentabilidad al vencimiento».

Adicionalmente, hay factores que influyen sobre el precio y la tasa de descuento que se deben tomar en cuenta:

  • La solidez del emisor [se puede tener una aproximación por la calificación que reciben los Bonos Corporativos o el riesgo país para los Bonos de Deuda Soberana].

  • El apetito de los Inversionistas de agregar estos activos financieros a sus Portafolios de Inversión.

  • Los Hechos Relevantes que pueden alterar la percepción de riesgo de los Bonos.

  • Las alzas inflacionarias generalmente tienden a depreciar el valor de estos Títulos Valores.

De este modo tenemos que si se incrementa el riesgo de estos activos financieros, disminuye la voluntad de los inversionistas de pagar por ellos, y viceversa, lo que, lógicamente, afecta el precio de estos instrumentos.

Por otra parte, si la tasa de descuento sube, el precio del Bono cae. Mientras que si la tasa disminuye, el precio aumenta.