Préstamos y liquidez inciden en tasas de interés

La tasa activa promedio ponderado incrementó en el mes de junio [de 10.68% a 11.04%], y la pasiva bajó apenas 9 puntos a 5.03%.  El incremento en la tasa activa puede deberse a un aumento en la demanda por préstamos ya que los actores económicos han comenzado a reactivarse. Entendemos que la tasa pasiva descendió un poco debido al aumento en la liquidez en el mes de junio.

Como comentamos anteriormente, la liquidez se mantiene en niveles muy robustos, de hecho, incrementando alrededor de un 20% en el mes de junio. Al parecer el Banco Central ha decidido mantener las provisiones especiales que efectuaron en marzo para continuar apoyando a la economía.

Más de US$800 millones en reducción de las reservas

Las reservas internacionales netas [RIN]) se redujeron en US$866 millones en el mes de junio quedando un saldo de US$7,142 millones al 30 de junio del 2020.

Esta reducción se ha debido a inyecciones de dólares en el mercado cambiario del país para estabilizar el tipo de cambio y asegurar la oferta del dólar.

Estas inyecciones de divisa han logrado frenar el alza del tipo de cambio, pero es preocupante la reducción en los últimos meses de las reservas.

Mucha mayor liquidez en junio

La liquidez del sistema financiero finalizó el mes de junio del 2020 con un monto de RD$49,829 millones, que es un significativamente por encima de los RD$41 mil millones del cierre de mayo

Los bancos siguen utilizando las facilidades otorgadas por el Banco Central en marzo, y esperamos que mientras estén disponibles, así sea.

La devaluación se estabiliza

El dólar estadounidense cerró el mes de junio 2020 en RD$58.25 reflejando una variación mensual de 2.10%, la cual está por encima del promedio de devaluación mensual de enero a diciembre 2019 [0.44%].

Es importante destacar que desde el 18 de junio vemos el dólar estabilizado en torno al nivel del 58.15. La devaluación acumulada de los últimos 12 meses es de 14.63%, esto excede los rangos esperados, entre 4% y 6% de devaluación anual en promedio durante los últimos diez años.

Comentario

A través de sus intervenciones en el mercado cambiario, el Banco Central ha logrado frenar el alza desmedida del tipo de cambio. Aunque en el mes de junio el incremento en el tipo de cambio fue por encima del 2%, desde el 18 de junio ha sido solo un 0.09%, o 3.8% anualizado, lo cual está por debajo del rango histórico de 4 a 6% de forma anual.

Esperamos que esta estabilidad siga en los próximos meses. Sin embargo, el Banco Central deberá contar con una inyección de reservas antes del fin de año para mantener sus intervenciones.

Para lograr esto, el gobierno aprobó en junio un presupuesto complementario de alrededor de RD$150 mil millones de pesos. La mayoría de este monto saldrá de deuda nueva, por ejemplo, de la emisión de bonos soberanos. El proceso electoral y la complicada situación internacional para emisores por debajo de grado de inversión han dilatado esta emisión.